Hace poco me hicieron un bonito regalo: el último disco de Sole Giménez ( la recordarán por ser vocalista del grupo Presuntos Implicados). Parece que al volver a escuchar algunas canciones años más tarde , las comprendo mejor que antes.

Cuando somos niños/as pensamos que todo, incluyendo los amigos, va a durar siempre. Luego, con el amigastiempo,unido a la distancia , sin darnos cuenta nos alejamos de esas personas. Y no es que dejemos de quererlas, es que a medida que nosotros cambiamos y maduramos también cambian nuestras preferencias, afinidades, valores, … y buscamos ambientes distintos en los que vivirlas. Es un proceso inevitable y necesario el de la evolución personal.

En cierto sentido, es positivo comprobar que no tenemos los mismos amigos que antes, porque eso significa que nosotros/as hemos avanzado.

Aún así yo tengo la gran suerte de conservar tres amigas de la infancia. Los lazos que se mantienen durante tantos años , superando obstáculos, se hacen muy resistentes.  Pero sabemos que ya no somos las niñas que fuimos, somos tres personas distintas que se han reencontrado como personas adultas y que han creado una amistad diferente.

Respecto a los/as que se nos quedaran atrás, ya se sabe: tal vez si tú y yo queremos, volveremos a sentir aquella vieja entrega… Los niños/as o chavales que perdieron el contacto pueden retomarlo ahora como adultos. Como personas “desconocidas” las cuales comparten recuerdos muy tempranos. Que eso con pocas personas se puede compartir…

 

 

Una autoestima adecuada es la base de una buena salud emocional. Al igual que la tensión arterial, hay que cuidarla día a día.

Sin embargo, piensa que no es fácil querer a alguien si no le conoces… Al igual pasa con nosotros/as mismos/as, además de darnos cariño y ser amables nos conviene conocernos, tomar conciencia de nuestros sentimientos, pensamientos y tendencias. Y observarnos en nuestra relación con los demás, porque nuestra naturaleza es puramente social.OLYMPUS DIGITAL CAMERA

Esto quiere decir que es importante darnos mensajes positivos ( yo puedo, yo me lo merezco, me lo permito,…) pero también analizar en qué contexto aparecen los negativos, cuáles son nuestras reacciones más habituales, cómo nos sentimos ante determinadas personas y qué representan para nosotros,… Es más trabajoso pero sólo así sabremos qué cambios tenemos que incorporar .

Sólo te sugiero que anotes durante unos días lo siguiente:

  • Ante una situación que te revuelva ( tanto de forma positiva como negativa), qué has pensado, qué has sentido ( tristeza, rabia, miedo, satisfacción,…)  en qué parte del cuerpo lo notas y qué has hecho.  Es importante también que registres el momento del día y la fecha.

  • Qué has hecho hoy de lo que te sientes satisfecho/a.

  • A quién has ayudado a alcanzar sus metas o a sentirse mejor.

A veces no se trata de ser más felices, sino de ser más nosotros/as.

 

 

 

 

Hoy , por decirlo de alguna forma, me ha tocado a mí. Esta mañana he ido a una entrevista de trabajo para que me pregunten , después de si tengo hijos, a qué se dedica mi pareja. La pregunta procede de El Director  , dueño y señor de la empresa , que sólo me desvela sus apellidos. Sin ningún rubor y sin querer explicarme por qué esa información es importante para evaluar mi candidatura.Discriminación_laboral_a_las_mujeres

Mi pregunta es : ¿Para quién sería el puesto: para mi  pareja o para mi? No  fue esto lo que contesté, lo cual fue una pena, pero no se me ocurrió en ese momento. Otra pregunta que tengo es si le hubiesen hecho la misma pregunta a un candidato varón.

Un amigo, que sabe bien de estas cosas, me dice que posiblemente detrás de esa pregunta está la esperanza por parte de la empresa de que mi pareja sea bastante solvente económicamente. De esta manera, yo estaría dispuesta a aceptar un salario inferior al que me corresponde por jornada, responsabilidades y titulación , porque , al fin y al cabo , mi sueldo sería un complemento para la economía familiar. ¿Retorcido?Quizá.  ¿Tiene sentido?Probablemente sí.

Mi sorpresa al comprobar que son éstas las empresas que sobreviven : patriarcales, centralizadas y autoritarias. ¿A costa de qué? De desangrar emocionalmente a personas con talento, como auténticos vampiros. Todo bajo el poder que da el miedo, porque con la crisis que hay, a ver dónde encuentras otro trabajo como éste. Y porque si tú lo rechazas, otro/a vendrá a cogerlo en las mismas condiciones . Nadie es imprescindible, de hecho parece que somos tan sustituibles como una ficha de parchís :O

Hoy he sentido en mis carnes el hachazo de la desigualdad. Puedo decirles que no es una sensación agradable, y que en situaciones como ésta es cuando comprobamos cuánto queda por cambiar…

 

 

 

 

 

Hace poco  me hablaban de  una mujer que  se sentía muy desesperanzada después de haberle tocado la lotería. Parece paradójico, pero para muchas personas no lo es : tenía la certeza de que tras una suerte tan grande ocurriría necesariamente  una gran desgracia . Y eso es lo que temía. Es el pensamiento mágico, el reflejo de la necesidad de controlar lo que va a pasar y por qué.plato roto

Otros, cuando cometemos  un error, por intrascendente  que sea ( se cae el plato al suelo, nos manchamos de lejía, o se nos olvida comprar algo..) nos etiquetamos como torpes, idiotas, o imbéciles. Da igual la cantidad de cosas brillantes que hayamos logrado anteriormente: filtramos sólo el error , que se disuelve y tiñe definitivamente nuestra autoestima.

Hay pensamientos que nos hacen más daño y nos pueden hundir en la desesperanza:   la persona que tiene la misma enfermedad de la que murió un familiar y por tanto piensa que va a acabar igual está sobregenerlizando un acontecimiento.

O nos empeñamos en que siempre son los demás los que tienen que cambiar para que las cosas pueden mejorar  ( falacia de cambio). Por ejemplo, dentro de una relación.

La forma en que interpretamos, o sesgamos lo que pasa a nuestro alrededor y en que  nos hablamos a nosotros/a mismos/as puede condicionar no sólo nuestras decisiones, sino también nuestro bienestar, confundiéndonos y  alejándonos  de la realidad .

Conviene estar atentos/as, y contrastar lo que pensamos con lo que vemos, oímos, percibimos a nuestro alrededor en busca de evidencias que los apoyen … o no.  La imaginación la dejamos mejor  para crear lo nuevo. Pero sólo pegados/as  a la realidad podemos seguir siendo animales racionales y mantener un equilibrio .